Notas: Violencia de género: Un mal que nos persigue cada vez más

La violencia contra la mujer es un hecho que se conoce desde la antigüedad y reconocido como un problema social. Las Naciones Unidas, ratificó la Declaración sobre la eliminación de la violencia contra la mujer, donde se afirma que es un grave atentado a los derechos humanos de la mujer y de la niña.1044413_855541117806640_1471770654935611676_n
En todas las relaciones humanas surgen conflictos y en las relaciones de pareja también. Las discusiones, incluso discusiones acaloradas, pueden formar parte de la relación de pareja.

En relaciones de pareja conflictivas pueden surgir peleas y llegar a la agresión física entre ambos. Esto, que podría alcanzar cotas de violencia que serían censurables y perseguibles, formaría parte de las dificultades a las que se enfrentan las parejas. El maltrato nada tiene que ver con esto; en el maltrato el agresor siempre es el mismo: el conflicto es una modalidad relacional que implica reciprocidad y es susceptible de provocar un cambio. Por el contrario, el maltrato, aunque adopte las mismas formas –agresiones verbales y físicas-, es unilateral, siempre es la misma persona la que recibe los golpes.

Decenas o cientos de mujeres y también hombres son asesinados a manos de sus parejas en diferentes países del mundo. Recuerdo unos diez años atrás , cuando una amiga fue a vivir a España, y vino de visita a Buenos Aires, contaba asustada que en allá había muchísimos hechos de violencia de hombres hacia mujeres, supuestamente por sentirse superiores a ellas o por machismo puro. En aquel momento, no había tantas cifras en Argentina, cosa que con el paso del tiempo se incrementó lamentablemente. Una mujer muere cada 35 horas en Argentina, víctima de violencia. Y eso es demasiado. En 2012, 255 mujeres fueron asesinadas, en 2013, el informe del último mes de la Oficina de Violencia Doméstica (OVD), que depende de la Corte Suprema de Justicia, reveló que en el 83 por ciento de los casos, los denunciados eran o habían sido pareja de la víctima.

En la pareja el maltrato es mayoritariamente ejercido por él contra ella. Tiene unas causas específicas: los intentos del hombre por dominar a la mujer, la baja estima que determinados hombres tienen de las mujeres; causas que conducen a intentar una relación de dominio mediante desprecios, amenazas y golpes, pero lamentablemente hoy en día es muy usual escuchar, leer y ver diferentes hechos de violencia, no solamente en el género femenino sino también violencia ejercida por mujeres hacia hombres. En este artículo, solamente haremos referencia a la violencia contra la mujer, que es lo que más frecuentemente vemos en televisión y en los diarios.

Los rasgos más visibles del maltrato son las palizas y los asesinatos, los que trascienden del ámbito de la pareja; sin embargo, los maltratos los maltratos psíquicos que mantenidos en el tiempo socavan la autoestima de la mujer, son los que mayoritariamente se dan. Cuando trasciende un caso de maltratos, la mujer puede llevar años sufriéndolos. Y si los maltratos pueden producirse en cualquier etapa de la historia de la pareja, es en el momento de la ruptura y tras esta, si se produce, cuando llegan a complicarse.

Es frecuente tratar el tema de los maltratos como casos individuales, los maltratadores sufrirían una suerte de trastornos que les conducirían a maltratar a la mujer y a agredirlas, en su fragilidad, a recibir esos maltratos. Esta sería una visión del problema tranquilizadora que no pondría en cuestión el modelo patriarcal.

La violencia psicológica en la mujer es ejercida no solamente por palabras sino por hechos. No dejarla salir de la casa, no permitirle usar ciertas prendas, no tener contacto con sus amigas y con el mundo exterior, también es una forma de maltrato. Es un trato degradante continuo que tiene como propósito atacar la dignidad de la persona. Es difícil de detectar pues son muy sutiles, pero con el tiempo afectan. Insultos, intimidaciones , amenazas en forma directa o indirecta.

La información recibida por la Comisaría de la mujer de Gral San Martín es la siguiente:

Acoso psicológico: Es generar violencia psicológica planificada para obtener un propósito específico, donde el atacante está consciente de lo quiere lograr, en este caso denigrar la autoestima de la violentada para someterla.

Manipulación mental:Es la forma de control que se da entre dos personas, en este caso, del hombre hacia la mujer generando paulatinamente que ésta pierda su autonomía, libertad y toma de decisiones haciéndola dependiente en todas la formas: económica y emocionalmente.

Explotación sexual: Según fuentes,durante la década 1990-2000, el tráfico de personas con destino en la prostitución se cobró 33 millones de víctimas, tres veces más que el tráfico de esclavos africanos durante cuatrocientos años, calculado en 11.500.000 personas.Este, también, es un crimen universal. Las mujeres captadas con engaños o por la fuerza pueden pertenecer a cualquier país, principalmente países donde la población sufre carencias económicas o países en guerra, y el destino puede ser su propio país o cualquier otro, en este caso, principalmente países ricos.

Ablación del clítoris: La mutilación genital femenina, es una forma de violencia contra la mujer. Es violencia de género, en la que intervienen las propias mujeres, bien consintiendo, bien realizando las prácticas.Aunque se localiza sobre todo en la zona centro-africana, esta práctica no se limita al continente africano, pues se sabe que esta práctica también ocurren en varios países de Asia, Europa, Australia e incluso América. Es llamada ablación de genitales.Las consecuencias de la ablación comienzan en el momento de la intervención con un dolor insoportable y la posibilidad de producir la muerte de la víctima; prolongándose las secuelas durante el resto de la vida con dolores crónicos, problemas durante el parto y generando en la mujer la imposibilidad de mantener relaciones sexuales satisfactorias. A las secuelas físicas habría que añadir las psíquicas: la mujer a la que se le ha practicado la ablación es consciente de la mutilación a la que ha sido sometida pudiendo perder su autoestima.

Femicidio: es el homicidio de mujeres motivado por su condición de mujer. Se trata de un término más específico que el de homicidio y serviría para dar visibilidad a las motivaciones últimas de una mayoría de los homicidios de mujeres: la misoginia y el machismo; siendo la forma más extrema de violencia contra la mujer.

Violencia doméstica: es ejercida hacia las mujeres por un integrante de su núcleo familiar, que daña la dignidad, bienestar y la integridad física, psicológica y la libertad reproductiva y del pleno desarrollo.

Institucional: Aquella realizada por los funcionarios de una institución pública, que tenga como fin retardar o impedir el acceso a las políticas públicas y ejerzan los derechos de la ley.

Laboral: discrimina a las mujeres en el ámbito de trabajo, que obstaculiza su acceso al empleo, ascensos o contratación exigiendo requisitos sobre estado civil, maternidad, edad y apariencia física. Incluye hostigamiento psicológico.

Libertad reproductiva: vulnera el derecho de las mujeres a elegir libre y responsablemente el número de embarazos o el intervalo entre nacimientos.

Obstétrica: la ejerce el personal de salud sobre el cuerpo y los procesos reproductivos, expresada en un trato deshumanizado, abuso de medicación y patologización de procesos naturales.

Mediática: aquella publicación o difusión de mensajes o imágenes estereotipadas a través de cualquier medio masivo de comunicación, que de manera directa o indirecta, promueva la explotación de mujeres, difame, discrimine o atente contra la dignidad de las mismas.

Prevención

La prevención debe comenzar en las primeras etapas de la vida, mediante la educación de los niños y niñas que promueva las relaciones de respeto y la igualdad de género. El trabajo con jóvenes es la mejor opción para lograr un progreso rápido y sostenido en materia de prevención y erradicación de la violencia. Aunque algunas políticas públicas suelen pasar por alto esta etapa de la vida, se trata de una época crucial durante la cual se forman los valores y normas relativas a la igualdad .

Casos actuales

Melina, de 17 años, en el Partido de Tres de Febrero. Desaparecida desde el 23 de agosto de este año , asesinada. Daiana, de 12 años asesinada en José C. Paz en febrero de este año. Dos mujeres, madre e hija, fueron asesinadas a golpes y cuchilladas en su casa del barrio porteño de Barracas (junio 2014). Una mujer fue encontrada asesinada (estaba embarazada y fue violada), en un descampado de la localidad bonaerense de Tortuguitas, en el partido de Malvinas Argentinas el 16 de septiembre de este año, otra mujer encontrada en una alcantarilla junto a su bebé, hace unos días, y tantas otras que no terminarñíamos nunca de nombrar.
Cada 30 horas una mujer es asesinada en Argentina, ya que durante 2013 se produjeron 295 femicidios, la mayoría de ellos cometidos por parejas o ex parejas de las mujeres en las casas de las víctimas, un crimen que dejó huérfanos a 405 niñas y niños, reveló hoy un informe de La Casa del Encuentro.

13973_956331744394015_8474009158425112168_nFUNDACION INFANCIA
Los/las Niñ@s son testigos mudos de la violencia que es es ejercida sobre sus madres. Son víctimas en todos los casos de violencia psicológica y a veces también física. Pero cada vez son más frecuentes los casos en que los niñ@s son asesinados con el objetivo de castigar y destruir psíquicamente a la mujer.
Sólo entre 2008 y 2012, 84 niños y niñas han sido asesinados de acuerdo a los informes del Observatorio de Femicidios “Adrianan Marisel Zambrano”

que lleva adelante la Casa del Encuentro.
En el libro “Por Ellas” de la ONG “La casa del Encuentro”, se compila y analizan de casos reales de mujeres que, según información obtenida únicamente a partir de la publicación en los medios de comunicación, fueron asesinadas en el marco de una situación de violencia sexista. La información relacionada con el seguimiento y definición de las causas judiciales de esos casos fue obtenida a través de los medios de difusión y cotejada en el caso del Informe perteneciente al año 2008 hasta el día el 15 de septiembre de 2013, respecto del Informe del año 2009 hasta el día 8 de octubre de 2013, y en cuanto al Informe del año 2010 hasta el día 16 de octubre de 2013. Por lo tanto, toda la información vertida se encuentra disponible en los medios de comunicación debidamente consignados al pie de cada uno de los casos presentados en ese libro. Para más información, pueden bajar el libro completo entrando en http://www.porellaslibro.com/#!libro

Botones antipánico

El botón antipánico es una medida para combatir la violencia de género. Al igual que en la Ciudad de Buenos Aires y que en el municipio de Tigre y Morón, fue lanzado en San Martín en el marco del Día Internacional de la Mujer.
El dispositivo consiste en que al accionarse emite una señal georeferenciada hacia el Centro de Operaciones. Allí se identifica el nombre de la víctima y el operador que recibe la alerta se pone en contacto ella, si esta puede hablar, va a explicar lo que está sucediendo pero, en el supuesto caso de que no pueda, hay un micrófono ambiente que permite saber lo que pasa.
Como el botón cada 5 o 7 segundo envía una actualización del lugar en el que está, si el agresor obliga a la mujer a caminar, a subirse a un auto o un colectivo, se puede hacer el seguimiento de dónde está.

En el Centro de Operaciones de San Martín hay personal que está las 24 horas monitoreando específicamente los GPS de los botones antipánico y las señales de los mensajes de texto observando si se dispara alguna alerta.
Es necesario que las víctimas se presenten ante la Justicia o la Secretaría de Desarrollo Social del distrito. Allí las mujeres plantean sus inquietudes, son entrevistadas y automáticamente reciben una contención interdisciplinaria. En algunos casos, son albergadas en una casa y acompañadas por profesionales para poder continuar con su vida normalmente.
(fuente: Pueblum: conectando comunidades, marzo 2014)

Violencia hacia el hombre

viol hombre
En este artículo, hemos hablado solamente de la violencia hacia mujeres, pero es sabido que también se ejerce la violencia hacia hombres. Algunos autores indican que tanto en la violencia doméstica contra las mujeres como en la que es realizada contra los hombres se pueden encontrar motivos similares, mientras que la idea de que el hombre pueda ser víctima de la mujer genera resistencias y no está exenta de controversias, en las que se trata, por ejemplo, el sesgo al entender la idea de violencia física como la única forma de violencia realmente importante. Debido a la reticencia por parte de los hombres es a hacer pública su situación o participar en estudios de campo, el alcance de esta problemática se torna difícil de evaluar.
Uno de los primeros estudios donde se abordó la violencia contra el varón fue el realizado por Suzanne K. Steinmetz a mediados de la década de 1970, donde propuso el concepto “Síndrome del esposo golpeado” tras publicar en la revista “Victimology” de 1977 el artículo “The Battered Husband Syndrome” (síndrome del esposo maltratado).
Un hombre maltratado es aquel que es habitualmente agredido, en forma física o verbal, por su esposa, sus hijos o por quienes conviven con él. Por el tipo de sociedad patriarcal en la que vivimos, la golpeada suele ser la mujer y a un hombre le cuesta admitirlo. Los hombres maltratados no se atreven a denunciarlo, porque suponen que afectar a su hombría. La percepción es que los hombres nunca son las víctimas de la violencia doméstica. Para resolver el problema debemos liberarnos de este tabú Como sucede con la mayoría de los problemas de violencia familiar, la situación empeora día tras día y los maltratos aumentan puertas adentro.

CONSULTAS
http://www.cnm.gov.ar/AreasDeIntervencion/ViolenciaDeGenero.html
www.mujeresenigualdad.org.ar/violencia-de-genero.html
http://www.jus.gob.ar/areas-tematicas/violencia-de-genero.aspx
http://inadi.gob.ar/comunicacion/informes/informe-inadi-violencia-de-genero/
Comisaría de la mujer, Mitre Nº703, San Martín, Buenos Aires:011 4512 6712 / 6714

 Línea telefónica gratuita 144 para la atención de consultas de violencia de género. Funciona en todo el país y fue asignada al Consejo Nacional de las Mujeres.

 

Agradecimiento especial a Fundación infancia, por enviarnos el libro “Por ellas”

Se puede bajar desde  www.porellaslibro.com

Silvia M. Vázquez

Gráfico1-1024x223

SHIN-GI-TAI-DOJORAINBOW-ENGLISHGráfico2-1024x523

3 Respuestas a Notas: Violencia de género: Un mal que nos persigue cada vez más

  1. Mary dijo:

    Informe muy completo! Cuanta necesidad de Dios que hay en el mundo!

  2. Gloria Souto dijo:

    muy buena nota. Ojalá sirva para que esto pare de una vez. Felicitaciones!

  3. Gonzalo dijo:

    muy buena nota, Hay que difundirla.

Deja un comentario