Visitas: Plaza Café- El museo del pocillo en Zárate, la Capital del Tango

20151030_120327

En la esquina de Belgrano y Justa Lima, frente a la plaza Central de la ciudad de Zárate, a media cuadra de la Iglesia y en pleno centro comercial, está el Café Plaza. No es un simple café,  porque encierra toda una historia.

En este  lugar funcionó por mucho tiempo una farmacia y gran parte del mobiliario pertenecía a esa vieja farmacia. Hoy, atesora cientos de  pocillos de café demuchos cafés del mundo, en vitrinas especialmente diseñadas.

424064_288629537857766_166853025_n430859_288629174524469_101722038_n419946_288612057859514_193855873_n

20151030_115503

A trece años de abrir sus puertas se realizó un cambio, una lavada de cara, y sus dueños se inclinaron por algo temático. Diego Brugues, uno de sus dueños, afirmó varias veces: “Queríamos algo más que no sólo refiera a lo comercial. Que la gente que venga a Zárate o la misma gente de la ciudad tenga algo diferente para ver.”

10620772_709491842438198_8999296158596650909_nHay de todas las partes de Argentina y, además, internacionales como por ejemplo de Alemania, España o Italia. Los pocillos formaban parte de la colección privada del propio Brugues, quien decidió donarlas al café. Hoy es el primer museo del país, de pocillos de café.

Plaza Café se reformó  en 2012 completament10247290_812355598818488_8334340791903711682_ne, tanto en su interior como en su parte externa. Se cambió el color del frente por uno más llamativo mientras que dentro del café se hicieron trabajos de carpintería, ebanistería y boazeria (Un elemento decorativo, muros de cerramiento de madera y techos) ,se colocaron vitrinas iluminadas con LED en donde se ubican los pocillos, se cambió toda la iluminación y se reformaron los baños. Un cambio total que sólo tardo 8 días y medio en realizarse tras el trabajo intenso de más de 20 personas por jornada.

20151030_115354Sobre una de sus barras, se exhiben dos molinos de café, tipo John Wright, que datan alrededor de 1940  y pueden encontrarse en subastas alrededor de los $12.000 pesos. Ellos simplemente están ahí, recordándonos los tiempos pasados. El mecanismo es de hierro fundido, los dos volantes giraban, para que el mecanismo interno de molienda funcionara.  Podían preparase deliciosos cafés con granos  molidos manualmente que a diferencia de los molinos eléctricos conservan todos sus aceites esenciales.

20151030_115421

Sin embargo, se sigue manteniendo la esencia cafetera y al preguntarle a sus dueños el  por qué las personas debían conocer o revisitar el café, expresó: “Tanto a mí como a los otros dos dueños (Carolina Travaglini y Diego Mendieta) nos cuesta vender el lugar porque esto lo hacemos con pasión. En esencia, yo les diría que vengan a tomar café. Si bien hay café en todos lados, vos vení a probar el café del Plaza”.

20151030_115339

Habitualmente se realizan eventos de música jazz,tango (Zárate fue sede del Festival de Tango este año 2015, por ser la Capital del Tango).

Yo tuve la dicha de estar ahí, hace muy poquito. El café es exquisito, el ambiente original. Estar sentada al lado de la vidriera observando la tranquilidad de la gente que pasea por la plaza, tan lejana a nuestra locura porteña, me hace pensar que muchas veces dejamos de lado el “disfrute” de un rato a solas para seguir corriendo detrás del reloj y no aprovechamos los quince minutos que nos lleva sentarnos simplemente a observar. No es necesario faltar al trabajo, ni ratearse del colegio, solo tomar la decisión. Mirar la vida, simplemente. Se los recomiendo.

Silvia M. Vázquez

unnamed

RAINBOW-ENGLISHGráfico2-1024x523

logo shin gi taiAviso-Industrialtec

7 libros silvia alfredo12